miércoles, noviembre 08, 2006

Algunas noticias (otras no tanto) sobre la mediocracia escrita

José Luís Exeni lanza una provocadora sospecha en forma de hipótesis, que supone –a través de un estudio- que la opinión mediática es patrimonio dominante de escribanos no indígenas, de sexo masculino y opositores al gobierno actual. Lo cuál nos hace pensar que en las arenas de la mediocracia escrita de opinión nos es cada vez más difícil (ojalá no imposible) divisar valores integradores/inclusivos que la caractericen, esto no hace más que darnos la posibilidad a (re) cuestionarnos al estilo Sartori: ¿Cómo asegurar que las opiniones recibidas en el público son también opiniones del público?

La famélica mediocracia escrita no solamente va mostrando su rostro, insinuosa, cada vez con más frecuencia sino que poco a poco vamos conociendo más de ella: de sus orígenes, sus vivencias y sus características. Podemos ir deduciendo que ella, como buena hija de la democracia liberal representativa, tiene también sus límites, por una parte sabemos que es no propositiva (no propone) y, por el contrario, es dispositiva (dispone) la clara muestra está en que reduce sus objetivos/fines a ser terreno (parcial, la mayoría de las veces) del proceso de asignación de poder, un nuevo terreno pues, una nueva cancha. Por otra parte -y esto ya a partir de la sospecha- se empeña en mostrar su naturaleza monocromática, monocultural, monolítica. Esito sería, servidos señores. Mujeres, indígenas, oficialistas, abstenerse.

Sin embargo, la cosa no acaba ahí en forma de parafraseo al mencionado autor, y con ciertas añadiduras, podemos decir que tenemos algunas noticias respecto a la mediocracia escrita de opinión:

La buena noticia, que la abrumadora carga de opinión influye poco en la tendencia mayoritaria del voto (Ref. Autonomías, Evo 2002-2005, entre otros).

La mala noticia, que la opinión mediática tiene poco que ver con la opinión de la población.

La peor noticia, si la mala noticia fuera cierta, en que parte de las arenas de la mediocracia se encuentra a la opinión pública visibilizada?

La no-noticia, que regímenes de este tipo, carentes de virtudes inclusivas y participativas, son, en su generalidad, duraderos.

9 Comentarios:

At 9:11 p. m., Blogger Estido dijo...

Sin embargo, recordemos el dicho popular: "No hay mal que dure cien años, ni pueblo que lo resista".

Que aprovechen de su negocio mediático estos "proveedores de verdades", pues ya llegará el día que se tomen medidas prácticas, legítimas y éticas para suprimirles las facultades plenipotenciarias que se han auto-adjudicado.

 
At 6:00 a. m., Anonymous un usuario no anónimo dijo...

Vero: Estoy orgulloso de tí. Espero sigas escribiendo, que el camino que haces andando va dando frutos a cada paso. Felicidades y Salud. Estaré por acá más seguido. Me gusto el blog.

 
At 12:47 p. m., Blogger Vero Vero dijo...

Estido: Ojalá pues que se les acabe el bisnes no? Hay harto camino para andar. Y si pues no hay mal que dure cien años, pero...creo que duran 99 parece...no aflojan che...bue...a esperar.

Usuario no anónimo: Me intriga quién eres, te invito a llamarme, si eres quién creo que eres :), o escribirme al menos, un abrazo y gracias por las flores lanzadas a mi favor. No las merezco, pero las agradezco sinceramente.

 
At 2:26 p. m., Blogger checho dijo...

generalmente los medios, proponen los temas y los debates, sobre una realidad que pasa muy lejos de ellos, conrespecto al que no hay mal que dure cien años....
Las personas no duran cien años, aca en argentina los males duran mas que la edad del pais, es mas creo que ellos lo fundaron.
esta re bueno el blog.
saludos desde America Argentina.

 
At 1:08 p. m., Blogger Vero Vero dijo...

Checho: Gracias por la visita. Es cierto los males duran más que las edades de muchos países, una realidad que no solo pasa en Argentinademicorazón sino en todo el mundo y en Latinoámerica en general, la lucha no debe cesar nunca...Un abrazo.

 
At 5:17 p. m., Blogger Marco dijo...

Me impresionó constatar que eso que llamamos "opinión" en los medios de prensa es una torta que se comen (comemos) muy pocos. Ja, me dió risa también que formo parte de las estadísticas. A decir: hombre y blanquito.
Espero, eso sí, temáticamente y en postura no ser parte ni de la falocracia ni de la karacracia.
Un abrazo.

 
At 8:28 a. m., Blogger Vero Vero dijo...

Querido Marco: Uno es nomás parte de las estadísticas, quiera o no. Ayer yo fuí parte de varias estadísticas que salieron en un estudio publicado en La Razón, según el cuál soy más triste, por ser mujer y soltera. Ajá. Al menos contigo, tenemos uno a favor, tu sigue apostando a tener el saludable síndrome de oveja negra del rebaño, que tanta falta nos hace. Un abrazo

 
At 8:24 p. m., Blogger Ego Ipse dijo...

Mi querida Vero Vero, paladina de la democracia sustantiva y las buenas prácticas de pluralidad... Qué quieres que te diga... Lamento mucho que Raúl Peñaranda tuviera que realizar un "estudio" para evidenciar, con la autoridad de la empiria, lo que todos sabíamos y discutíamos hace algún tiempo. De muestra, un botón: he enviado cerca de 5 pequeños textos a los medios escritos paceños para denunciar las penosas prácticas de desinformación sistemática de sus columnistas. Ninguna, por supuesto, ha visto la luz pública. Aún formando parte del Club de Tobi nacional y beneficiado por la falocracia, cuento a mi haber con una falta imperdonable: no comulgar con, naturaliter, el fascismo nacional. Nunca descarto, por supuesto, la escasa calidad de mis textos... Pero pasando por alto eso (lo más importante), de medios "de comunicación", de vehículos de expresión de opinión pública (en el sentido clásico del término), los periódicos nacionales no tienen nada.

En fin, gracias, mi querida Vero Vero, por mantenerme al tanto de tu pequeño gran observatorio del desarrollo de la democracia boliviana. Un beso enorme desde los Santiagos, donde siempre te esperamos...

 
At 1:38 p. m., Blogger Vero Vero dijo...

Estimado Dani Dani:

Tus oportunas letras generan siempre una suerte de provocación a mis limitados conocimientos, lo sabes. Y confirman por otra parte, nuestras empatías ideológicas a prueba de todo. Que puedo hacer más que mandarte abrazos miles, y esperar vernos pronto por Chilito. Besos

 

Publicar un comentario

<< Home